En clínicas dentales en Vicálvaro (Madrid) como la nuestra tenemos la solución para las manchas y el amarillamiento de los dientes, un problema más que habitual en las personas de edad adulta. Y, aunque el tratamiento de blanqueamiento dental logre unos dientes perfectamente blancos, si no se llevan a cabo una serie de pautas y recomendaciones, evitando los hábitos que causan el amarillamiento, este podría volver a resurgir con el tiempo.

De las causas que provocan que los dientes pierdan su tono blanquecino vamos a hablar hoy en Vicálvaro Dental - Clínica Dental, porque no solo lo provocan unos malos hábitos, como suele pensarse. Qué duda cabe de que el consumo regular de productos como vino tinto, café, té, refrescos de cola u otras bebidas con colores fuertes que manchan afectan al tono de los dientes, reduciendo tanto el color natural del esmalte, que es el blanco, como erosionando el esmalte, a lo que contribuyen los alimentos ácidos, como los cítricos o el vinagre. Así las cosas, no se trata de limitar o prohibir su consumo, pero si tratar de moderar su ingesta.

No obstante, en las clínicas dentales en Vicálvaro (Madrid) también explicamos que hay otras causas más desconocidas y en las que a veces poco se puede hacer. Una de ellas es la herencia dental, es decir, que los genes influyen tanto en el color de los dientes, como en su evolución, transparencia o grosor. Además, posibles fisuras o microfisuras que dañen el esmalte pueden causar la pérdida de tono blanco, así como la ingesta de algunos medicamentos y antibióticos como la tetraciclina, por poner un ejemplo.